Arca Fest – un éxito y un deleite

Image

Mi día comenzó el sábado, el sol esplendido en mi cocina a la mañana resaltando el desastre que había hecho con el ¨topping¨ de la torta de zanahoria, que tenía que ser sólido, espeso y grueso, pero en realidad estaba goteando las mesadas y derramando por toda la cocina. Estaba rico igual. La noche anterior había horneado dos de estas tortas mas 4 enormes sopa paraguayas, con toda su superabundancia de lacteos y aceite. Esto para poder vender en el festival en un puesto de comida casera para recaudar fondos en un festival 100% a pulmon.

Esto fue poca preparación al lado de las actividades de mis compadres en ese momento. En un jardín grande en una quinta en Boulogne Sur Mer estaban construyendo un escenario con palets de construcción, cajones de verduras, palos, telas, sogas, y no sé qué mas. Lo que importaba en este evento era el SONIDO. En la organización del evento los encargados de sonido y electricidad, Ivan Diaz Mathe y Felix Cristiani querían invertir en un sonido de la ostia, y un escenario funcional. La sorpresa en llegar al jardín fue un escenario con techo de tela, un escenario digno, decorado con las mismas cajas de verduras, una escultura de Andres Giles (en otro capítulo contaré su historia particular), y animales de papier maché. Se enfrentó a la casa de la quinta, la impalpable white house de Arca Fest.

De hecho, en recordarme de este evento espléndido me quedo mas con el esfuerzo de todos los que participaron, que en las tocadas en si. El nivel de calidad de las bandas, del sonido, de los sonidistas, del ritmo entre banda-DJ-banda, fue excelente (no me incluyo ni me excluyo, pero la pasamos muy bien). El privelegio de poderse acostar en el pasto un día soleado, tomando una cerveza, comiendo empanadas caseras, escuchando a bandas como Yataians y Val Veneto es algo incomparable. El sonido  escapando hacia los cielos, la grupación de gente genial en un lugar tan lindo, rodeado de arboles. No es poca cosa.

Pero de nuevo, me quedo con el orgullo de haber sido parte de un evento que nació un mes antes de realizarse, con cero plata, con poco conocimiento de organizar algo tan grande. Nunca vi a mis amigos trabajar tanto y con tanta energía y tanta buena voluntad. Da mucha esperanza para el futuro.

Gracias a Ceci Kelly, Mane Solar, Gala Brickles y Nacho Parodi, que trabajaron sin parar vendiendo comida, Sil Costa, Clara Castillo y Lu Glass que no dejaron de vender bedidas hasta que alguien les rompía los quinotos, los Maniac Mantu siempre en la entrada, y Circe Brickles con planes de tatuar el mundo. Y mil gracias al ¨Novio de Betty¨ Santiago por ayudarme con el puesto de discos y remeras.

AGUANTE CRANG!

(Bueno, momento. Aguante Nairobi que terminaron la noche un poco antes de lo esperado, pero en un estado perfecto, Las Kellies que trajeron el mosh y el post punk trancey, Perila, Daniel Melero, personaje, Banda de Turistas, Siro Bercetche y sus meadas públicas, Maniac Mantu que aprovecharon de la nueva noche para zone-outear… y aguante mi Conjunto Tropical que se bancaron los 50 millones de mosquitos del atardecer para cumbianchar a lo lindo.)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s